Seleccionar página

El juicio de un hombre sospechoso de apuñalar y herir gravemente a otro hombre en una fiesta en la playa de Thane Road se pospuso hasta principios de septiembre.

Joshua Levi Brown, de 37 años, enfrenta un cargo de agresión en primer grado, dos cargos de agresión en segundo grado y un cargo de agresión en tercer grado en el presunto ataque a Monte Nix.

El juicio de los Brown estaba programado para comenzar el 7 de agosto, pero su abogada, la defensora pública adjunta Grace Lee, solicitó un aplazamiento en el Tribunal Superior de Juneau la semana pasada.

Brown había solicitado anteriormente un nuevo abogado durante una audiencia en la cámara, que fue denegada por el juez Philip Pallenberg. Durante una conferencia de estado, Brown y Lee tuvieron un intercambio irritable antes de que Lee pidiera más tiempo para prepararse para el juicio. Fue reprogramado muy tentativamente para el 5 de septiembre, con una conferencia previa al juicio fijada para el 28 de agosto.

El Departamento de Policía de Juneau recibió una llamada al 911 alrededor de las 11:15 p. m. del 22 de abril informando el apuñalamiento, que ocurrió cerca de vehículos estacionados y la carretera, en un área sobre la playa donde los asistentes a la fiesta tenían una fogata.

Varios testigos informaron que Nix y Brown tuvieron un altercado esa noche, con Brown huyendo de la escena.

Nix fue llevado al Centro Médico Harborview en Seattle y les dijo a los oficiales que no recuerda nada de lo que pasó; otros en la fiesta le dijeron que lo habían apuñalado tres veces con un cortador de cajas.

Según los informes, Nix sufrió una gran pérdida de sangre por heridas de arma blanca que le atravesaron el estómago, el páncreas y el bazo; la arteria principal del hígado también fue lacerada. Nix fue enviado a Seattle, donde le extirparon parte del páncreas y el bazo.

Brown fue arrestado el 4 de mayo y permanece bajo custodia en el Centro Correccional Lemon Creek.

Otros procedimientos judiciales

Aquí hay una lista de sentencias recientes y otros procedimientos judiciales de los tribunales superiores y de distrito de Juneau.

David E. Barr Jr., de 36 años, se declaró culpable de hurto el 1 de marzo y recibió una multa de $100; también fue sentenciado a 30 días de prisión suspendida y 12 meses de libertad condicional. Se declaró culpable de hurto el 7 de abril y fue multado con $100 en ese caso.

Austin Davis, de 35 años, no se declaró culpable de hurto y fue multado con $50.

Brandon J. Doucet, de 25 años, no se opuso a alteración del orden público y fue sentenciado a un día de prisión.

Martin W. George, de 29 años, se declaró culpable de alteración del orden público y fue sentenciado a un día de prisión.

Kristin D. Gross, de 34 años, se declaró culpable de imprudencia temeraria y fue sentenciada a 30 días de prisión, 27 de suspensión y tres de cumplimiento, y estará en libertad condicional hasta el 18 de julio de 2018; ella también fue multada con $ 1,000.

Lorenzo N. Jefferson, de 54 años, se declaró culpable de acoso y fue sentenciado a 10 días de prisión, suspensión y 12 meses de libertad condicional.

Travis I. Johnson, de 34 años, se declaró culpable de travesuras criminales en tercer grado y fue sentenciado a 15 días de prisión, suspensión y 12 meses de libertad condicional; también debe pagar la restitución.

Clinton K. Kearney Jr., de 45 años, fue acusado por un gran jurado de un cargo de robo en segundo grado en relación con un incidente del 30 de diciembre de 2016. Se emitió una citación.

Bethany Remi Kunkle, de 31 años, se declaró culpable de un delito menor de agresión, conducta delictiva y acoso y fue sentenciada a 160 días de prisión, 140 suspendidos y 20 de prisión; ella debe completar clases de manejo de la ira y estará en libertad condicional por tres años.

Sharnea R. Lunn, de 24 años, se declaró culpable de hurto y recibió una multa de $100.

Ethan Lee Owen, de 28 años, se declaró culpable de alteración del orden público y fue sentenciado a un día de prisión.

Leon D. Paul, de 30 años, se declaró culpable de hurto y fue multado con $50.

Toa Pelesasa, de 35 años, no se declaró culpable de allanamiento de morada y fue puesta en libertad condicional por seis meses.

Rowena J. Reeves, de 51 años, se declaró culpable de conducir bajo los efectos del alcohol y fue sentenciada a 30 días de prisión, 24 suspendidos y seis para cumplir; también fue multada con $3,000 con una suspensión de $1,500 y su licencia fue revocada por 90 días.

A Michael Richard Sperber, de 23 años, se le desestimaron los cargos de hurto del 12 de abril.


Comuníquese con la reportera Liz Kellar al 523-2246 o [email protected]